Esta semana te propongo una actividad que te va a encantar.

Debes elegir una comida que sepas cocinar. Elige qué día la vas a hacer y para quien, para ti solo o para compartir con otras personas.

Haz una lista de la compra de los ingredientes y ve a comprarlos. Mima cada ingrediente, selecciónalos con cuidado, buscando lo mejor de cada ingrediente a tu alcance y guárdalo con mimo en casa.

En el momento de cocinarlo, tómate tu tiempo y hazlo en plena conciencia, con mimo, con cuidado y sobre todo, con mucho amor.

Cocina en silencio y tomando conciencia de cada ingrediente, de las propiedades de cada uno de ellos , de la forma de trocear, de combinar y de cocinar en su punto cada uno de ellos.

Mira el resultado final, toma conciencia del aspecto, de la textura , de la temperatura, del color y de todas las propiedades que vas a aportar a tus comensales con tu trabajo.

Verás que forma de disfrutar la cocina.