Si estás de vacaciones o si vas a estar y tienes oportunidad, coge tu diario y escribe sobre ese desde donde.

En los momentos poco agradables, en los momentos en los que sientes que no están siendo tan buenas como pensabas, incluso en los momentos neutros donde a veces pensamos que nada extraordinario nos está pasando y parece que los días pasan rápido y volveremos a las rutinas sin experiencias dignas de recordar, si te es posible, coge tu diario y busca ese estado interno personal que hace que percibas tus vacaciones y las aproveches para encontrarte contigo mismo .

Tomar conciencia de ese desde donde puede hacer que si estás focalizando tu atención en algún aspecto negativo que te estropee las vacaciones, cambie completamente tu percepción y tu actitud.