Como cada año, en enero es hora de hacer nuevos propósitos. Estos, deben ir en consonancia con lo que en este post estamos tratando.

Cada año, nuestras intenciones tienen que ver con cuidarnos más, ayudar a las personas que nos rodean y seguir creciendo como personas.

Esto tiene mucho que ver con atender nuestras emociones, cuidar de nuestros estados de ánimo, atendernos, descansar más, buscar espacios para nosotros y conectar con las personas que nos importan.

Haz una lista de propósitos en este sentido y ponte un plan de acción semanal, con propósitos que tengan que ver con subir tus estados de ánimo, esto hará que no los abandones.