Para esta semana mi propuesta no puede ser otra que la del trabajo en desarrollar amor y compasión